martes, 24 de noviembre de 2009

Los mayas sabían que iba a ser un truño


El otro día escribí un post sobre el criticar arte e ir de gafapasta por la vida cuando en realidad no tienes criterio maldito. Pues bien, yo, que soy más guay que nadie, hoy vengo con una crítica de cine. :D.
El viernes, aprovechando que el cine cuesta 2 euros, quedé con mi hermanito para ir a ver 2012. Hacía aproximadamente un año que habíamos visto el trailer en el cine, y nos había súper impactado.
Somos fácilmente impactables y nos gusta ver explotar cosas.

Llevábamos desde ese trailer esperando ansiosos el estreno, disfrutando del maravilloso mundo del marketing que habían desplegado para promocionar la peli, con páginas web acerca del fin del mundo y cosas así. Uf, esas imágenes de un tsunami llegando a un templo budista en el tibet eran demasiado pal body. Eso prometía morbo del guapo y entretenimiento a saco. Así que cuando el viernes intenté rajarme para ver por segunda vez luna nueva, mi hermano me dijo con mirada asesina:

"Llevo toda la semana esperando para ir a ver la peli con mi amada Potxa.
"

No me pude resistir, tiene el pelo largo y usó la palabra mágica. Así que fuí a ver Luna Nueva a las 18 y al salir compré las entradas para la sesión de las 22 de 2012. Mi amiga Z me dijo que a ella no le había gustado, que a ella ese tipo de pelis apocalipticas no le molaban y que se le había hecho larga. Pero yo sé que su genero favorito es la comedia romántica y no le hice mucho caso, me ha hecho ver muchos truños. Además había ido con su nuevo novio, así que supuse que no habrían visto mucho la peli.

Cuando llegó mi hermano, ví que venía con una niña de su clase.
- Pétalo, esta es G, me la encontré ahí fuera, viene a ver la peli también con un amigo.
- Genial! Que la vean con nosotros! ( ¬¬, en el cine con tres niños de 17 años, yuju, esto es caer bajo)
Total, que nos metemos en la sala, y empieza la peli. Si la queréis ver y no espoilerearos, dejad de leer.
.
.
.
.
Bueno, primer tópico. El problema lo descubren en un país subdesarrollado, donde un joven y brillanteperosinfuturonimedios científico ha descubierto el pastel. Va a haber una alineación de planetas que hará que el sol actúe como un microondas (por la cara) y funda el núcleo terrestre y entonces las placas tectónicas se moverán y se armará una buena. El científico americano que trabaja con él, viaja corriendo de vuelta a EEUU, y el caso es tan grave que ni siquiera puede esperar a que termine el fiestorro de etiqueta en el que está el ministro malvado con el que tiene que hablar. Cuando consigue que el tipo le haga caso, se ponen los dos muy místicos, mirándose en plan: "tío, el mundo se acaba". Y el ministro le dice al negrito:

- Fulano, péinese, va usted a conocer al PRESIDENTE DE LOS ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA (o algo así, solo me quedé con las palabras en mayúsculas que me emocionan mucho,snif snif, que emotivo).

Así que van a conocer al presi, que es un negro (uys, como Obama, fíjate tú...) viudo y encantador con una hija súper chorva y súper comprometida con el arte. Señor esto es chungo, nos morimos todos, que hacemos, blablabla...Deciden que lo mejor es construir unas naves súper gigantescas y mega guaychachonas al estilo el arca de Noé, para que cuando los tsunamis gigantes inunden la Tierra, la gente más chachi pueda salvarse. Les dan gratis pasaje a toda la gente VIP, tipo realeza, gobiernos y cosas así, y luego venden los de una de las naves al sector privado, al módico precio de 1000 millones de euros el asiento. Pfff.
Total, que mientras todo esto pasaba, descubrimos a los protas de la peli, que es John Cusack, un escritor acabado e infravalorado y su familia. Su familia la componen sus dos hijos, su exmujer, y el nuevo novio de esta que es cirujano estético y triunfa en la vida y además es el ídolo del hijo de Cusak, que a él lo desprecia. Un drama humano sin igual. Cusack descubre el pastel gracias a un loco pirado que vive donde el Oso Yogui y Bubu, y que misteriosamente lo sabe todo (uuuuh, moraleja, no te hagas el loco con los locos, nunca se sabe cuando te pueden desvelar que llega el fin del mundo) y descubre lo de las naves que están fabricando en China. Así que Cusack decide que se piren todos para ver si pueden meterse en una de las naves por la cara (si yo pago 1000 millones de euros por un asiento, y tu vienes a colarte, que guay del paraguay eh?) Y entonces se dedican durante toda la peli a huir de una malvada grieta que se dedica a perseguirlos todo el tiempo. Y cuando digo todo quiero decir TODO EL TIEMPO LA PUTA GRIETA AHÍ DANDO EL COÑAZO.
Para conseguir llegar tiene que aliarse con un ruso malo malísimo y súper mega millonario, que tiene una novia buenorra y tetuda, dos hijos con el pelo a lo Krusty más malos que el demonio y un perro más feo que mandado a hacer, con la lengua por fuera todo el tiempo (yo no paraba de preguntarme qué clase de lesión cerebral tenía que tener, para tener la lengua muerta por un lado de la boca). El ruso lógicamente tiene asientos en una de las naves, y nos sorprende a todos cuando en el momento de subirse a ella deja a la rubia buenorra y tetuda en la estacada acusándola de infiel y montón de cosas malignas más. Muajaja.
Pero al final el ruso por malo no consigue subir a la nave y muere(moraleja, ser malvado es malo). Un rato más tarde, la rubia tetuda y buenorra pero que resulta que tiene buen corazón, también muere, pero primero salva al perro y a la niña (moraleja, ni puta idea, salvar perros y niños está mal??). Como Cusack y su mujer están volviéndose a acercar porque ella se da cuenta de lo súper macho que es él y lo bien que la protege llegado el momento, no como el insulso pero rico y encantador cirujano plástico, lo matan. Si, ella al principio llora un poco: GORDON, GORDOOOOOON!!!, pero a los diez minutos está besuqueándose con Cusack (moraleja, a otra cosa mariposa).

A todas estas, los gobiernos siguen con sus rollos. EL PRESIDENTE DE LOS ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA después de decir la frase estrella de las pelis apocalípticas:

"El mundo, tal y como lo conocemos, está llegando a su fin"

ha decidido que no debe abandonar el barco y se queda con su pueblo, esperando la muerte como un machote. Mientras esperan, dejan entrar en la casa blanca a todos los que buscan refugio, y entonces una viejita le dice:
-Señor presidente, esta niña ha perdido a su papaíto.
- No te preocupes preciosa, yo encontraré a tu papaíto.
Y el tío se pira a buscarlo!!!! Claro que justo en ese momento llegó un tsunami gigante a Washington (imaginaos que mala estaba la cosa), y el presidente murió trágicamente (y la niña y su papaíto desaparecido también, que triste, no pudieron reencontrarse) mientras decía algo como: Que Dios nos coja confesados (con una cara muy mística).

Al final, cuando están todos en las arcas de Noé, que también llevan animalitos, muy considerados ellos(supongo que tendrían en cuenta el tema de la endogamia y eso, así que llevarían al menos 500 individuos de cada especie, para asegurar su supervivencia), tienen el magnífico debate de "en las arcas en realidad cabe más peña". Y entonces tras quitarle el mando al ministro malvado que quiere salvarse el pellejo (malo malísimo por querer vivir) deciden abrir las puertas y salvarles el culo a los tropecientos chinos que esperaban allí, que no sé porque estaban todas las etnias mezcladas si estaban en China y a los protas les costó la polla llegar. Así que después de que Cusack y su hijo, que ahora son amiguitos de nuevo salven y arreglen el arca, mientras todo el mundo mira por una webcam que habían en las entrañas del barco con el corazón encogido, la humanidad se salva. O bueno, un mínimo porcentaje. La hija del presidente y el científico negrito que se ha llevado toda la gloria del pobre hindú que la palmó en un tsunami, se enrrollan como no podía ser de otra manera(moraleja, las parejas multirraciales no molan). Cusack y la mujer vuelven a ser pareja y toda la familia es feliz, y acogen a los hijos malvados del ruso y a perro con la lesión cerebral (moraleja, los perros retrasado también tienen derechos).
Al final del todo, gracias a unos súper satélites y un montón de tecnología chachi que no se vio afectada descubren que lo único que se ha salvado es África (moraleja, no jodan tanto a los africanos que nunca sabes cuando les vas a tener que pedir casa).

Conclusión: Un truño como un puño.

Pero los efectos especiales están genial, eso sí.

7 comentarios:

  1. Hola guapa.

    A mi la peli me da igual..pero amo a John Cusak.

    ResponderEliminar
  2. Pero que ilusión! Moli en mi blog! y yo con estas pintas!!quieres una cerveza? unas pastas?

    La peli es un truño. Yo no iba esperando una obra maestra, queria ver monumentos derrumbandose y punto. Y aún así flipé con las paridas de la peli. John Cusack...no, he intentado pensar en el de manera sexy pero que va, me pone lo mismo que Chuck Norris.

    ResponderEliminar
  3. Yo, como soy una persona de fácil acojone, prefiero no ir a verla.

    ResponderEliminar
  4. Yo no puedo ir al cine porque tengo dos críos pequeños y terribles que no nos dejan respirar, pero te aseguro que me lo he pasado igual de bien leyendo tu crítica. Buenísima.
    Gracias por tu no-recomendación. Aparte de reírme mucho, ahora me costará menos no ir a verla.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  5. Gracias chicas! Aly, tus dos niños son suuuuper ricos, te sigo desde hace mucho!! Espero que ya te encuentre mejor!

    ResponderEliminar
  6. Gracias por la información, para no ir a verla. A pesar que los mayas, el juego de la pelota y México son mi debilidad... bueno, la veré en cinetube, qué se le va a hacer. Por cierto, donde cuesta 2 euros el cine? será con el carné de estudiante... Victoria

    ResponderEliminar
  7. En un cine cerca de donde yo vivo, la sesion de los viernes a las 22.30 cuesta 2 euros para la gente de entre 14-30 años. En cuanto a la peli, tranquila, a lo mayas solo se les nombra en el eslogan.

    ResponderEliminar