miércoles, 29 de febrero de 2012

Las pizzas

P ha estado aquí dos semanitas. Tenía un montón de planes preparados para que se lo pasara genial, el apartamento del sur limpito y un pijama nuevo. Había ido apuntando recetas que quería hacerle, productos típicos que quería que probara, restaurantes a los que le quería llevar.

Y más o menos cumplimos con el planning, aunque he aprendido una cosa: si llegas un poco tarde a un sitio, no te olvides llevarte el bikini a la ducha, o tendrás que salir del baño con un vestido transparentoso sin nada debajo, y acabarás llegando MUY tarde.

En fin, que me desvío, la cuestión es que recientemente me he convertido en Pe maestra pizzera. Está feo que yo lo digo pero me quedan unas pizzas caseras que te mueres de ricas. Han venido amigas a cenar, y bajo presión están igual de deliciosas, así que nada presagiaba que pudieran salirme mal.

Compré la harina, compré la levadura, todo de calidad chupi, las hice con tanto amor y tan bucolicamente que parecía una pelicula. Yo allí amasando, añadiendo la harina que me pedía la masa, con mi pelito recogido en un moño, con P abriendome una cervecita y aprovechandose de que tenía las manos manchadas para meterme mano o besarme el cuello con premeditación y alevosía...esperé los tiempos reglamentarios, fuí muy cuidadosa con las temperaturas, puse los ingredientes con gracia magistral...

...y las muy putas salieron mal. Y es que tengo un problema con P. Todo lo que le hago de comer me sale raro. No malo, pero no en el top de la maravilla culinaria que es lo que yo quiero que me salga. Hago un risotto a toda pastilla en casa, me sale exquisito. Lo hago con P, con máximo cuidado y máximo amor, y sale psé. Y ME JODE MUCHO.

Así que cuando probé aquella preciosas pizzas (porque tenían una pinta espectacular) y vi que no estaban como debieran, se me puso una cara de culo épica.

- Mmm, que rica.
- Cara de culo.
- Mmmmmmmmmm, mmmmmm, y esto es plátano? Mmmmmmm.
- Cara de culo.
- No comes? Más para mí.
- Cara de culo.
- A ver, qué te pasa? Si están estupendas.
- NO, NO LO ESTÁN!!! NO ME SALE NADA BIEN!!! SON UNA MIERRRRRRDA DE PIZZAS!! SIEMPRE ME SALEN GENIAL Y HOY ME SALEN RANA!!!! LA MASA ESTÁ SOSA Y POR SI FUERA POCO CRUDA!!!
- ...
- Cara de culo.
- Un poco exageradita, no?
- NO!! NADA ME SALE BIEN CUANDO LO HAGO PARA TI!
- No seas boba, está muy buena, vale, está un poquitín cruda pero aún así está buena.

Y entonces le miré. Y en sus ojitos pestañudos vi tantas ganas de hacerme sentir mejor que decidí tragarme su descarada mentira. Me puse tan contenta de tenerle al otro lado de la mesa, que me levanté y lo llené de besos.

- Mañana cocinas tú.
- Vale.

Y el cabrón cocina súper bien.

14 comentarios:

  1. Pues yo creo que lo que tendrías que hacer es intentar cocinar para él también bajo presión y rápido. Si así es como te salen las cosas bien...

    Y si no, siempre os podréis reír de la anécdota.

    ResponderEliminar
  2. joooooo!!!! que envidiaaaa!!! yo quiero a mi El por aquíiiii!!!!

    ResponderEliminar
  3. Estoy con Er-Murazor, a lo mejor necesitas cocinar con presión y si no que cocine siempre él, así podrás ser tú quien le meta mano :P

    ResponderEliminar
  4. eres genial hasta cuando pones cara de culo.
    mira, yo soy buena cocinera y te voy a dar un consejo que nunca falla: siempre que te quieras lucir, todo (absolutamente tooooooodo) saldrá mal. hasta freía un puto huevo o cocer macarrones. así que pasa, hazlo como puedas y que te importe una mierda. así saldrá mejor. y si no, ¿qué más te da? tienes un sol de chico que te miente y se lo como y te da lo tuyo, ¡¡no hace falta nada más en el mundo!!
    un beso.

    ResponderEliminar
  5. La proxima vez cocinais los dos desnudos en la cocina... a ver como sale, que opinas? jajaja

    ResponderEliminar
  6. Reina a ver si lo que pasa es que te desconcentra que te metan mano mientras cocinas, jeje. No te preocupes, hace dos noches ¡quemé una sopa!
    No me preguntes como, pero... lo hice.

    :D

    Me alegra millones que P apareciese en tu vida :D

    ResponderEliminar
  7. Me encanta cuando hablas de él! te puedes creer que el otro día estaba cocinando me abrazaron por detrás y besaron en el cuello y me acorde de ti!... estoy fatal.

    Un besazo

    ResponderEliminar
  8. Estoy con Naar, cuanto más te quieras lucir, más la vas a cagar, aunque cocines tu plato estrella, ese que jamás te ha salido mal...

    ResponderEliminar
  9. Hermosa, cambia los comentarios, anda, que ya no podemos suscribirnos...

    ResponderEliminar
  10. es que tu amasando y el subiendo la temperatura igual todo se caldeo demasiado jeje, mira sabes lo que te digo si el cocina bien mejor para ti, tu siempre puedes hacerle el postre jeje

    ResponderEliminar
  11. Hola soy nueva por estos mundos y he encontrado un montón de blogs q me encantan la verdad... :)
    Solo te escribo para presentarme y me he decidido porq me encanta q me abracen por la espalda cuando estoy cocinando y me ha salido una gran sonrisa cuando lo leí en tu post.
    Enhorabuena por tu blog!
    :)

    ResponderEliminar
  12. Me encantas! xDDD

    Que cocine él y te de lo tuyo, que también mola meterles mano mientras están en modo "chef" ;)

    ResponderEliminar
  13. Jajajaj! Pues a partir de ahora, que cocine él! Y tú le preparas "el postre".
    Besos!

    ResponderEliminar